Agua, la reina del verano

Como consecuencia del calor la pérdida de líquidos es mayor, por lo que deberíamos beber más agua en verano. En la medida que perdamos más líquidos, nuestro propio cuerpo, mediante el mecanismo automático de la sed, nos solicitará beber más agua en verano. Fácilmente en esta época del año el Leer más…